artefactos

Una de las preocupaciones que nos asaltan respecto de las actividades cotidianas de los (muy) mayores tiene que ver con la cocina, más concretamente con el acto de cocinar. Dejar el gas encendido, los recipientes en el fuego sin control, etc… nos puede pasar a todos, pero las consecuencias en los (muy) mayores pueden ser más preocupantes.

A la falta de agilidad para solucionar problemas, apertura rápida de ventanas ante un escape de gas, apagar un pequeño incendio… se une la aparición del miedo a volver a realizar las actividades que lo han provocado, así como un cierto sentimiento de inutilidad.

El acto de cocinar, por ser básico para una correcta nutrición,  es uno de los más importantes a la hora de establecer el grado de autonomía de un (muy) mayor. Por supuesto que hay soluciones que permiten a una persona poder seguir viviendo en su hogar sin tener que guisar, pero ¿porqué renunciar a una actividad tan placentera habiendo como hay artefactos que evitan la presencia del fuego directo o que cortan el suministro de calor cuando es necesario?.

Worderk es una empresa alemana con más de 130 años de antigüedad que fabrica desde 1960 el robot de cocina por excelencia, La thermomix. No solo cocina, también corta, pica, ralla, pesa, remueve y un sinfín de actividades necesarias para la correcta elaboración de un plato. Los últimos modelos incorporan además ciertas tecnologías que simplifican enormemente el uso de este superelectrodoméstico, La incorporación de una memoria con un amplio recetario y un display donde se elige la receta y se dan las instrucciones pertinentes,  el control del peso de los ingredientes y del tiempo que automáticamente marca la receta, todo ello convierten el acto de elaborar un plato en un juego de niños en el que cualquiera, aún no habiendo cocinado nunca, puede obtener resultados muy satisfactorios, sin necesidad de ninguna habilidad especial y evitando los peligrosos olvidos, los elementos cortantes o la aplicación de fuerza.

Características que convierten esta cocina compacta, como la definen en Worderk, en un electrodoméstico a tener muy en cuenta. Además la empresa ha creado toda una batería de servicios aprovechando las facilidades que permite la red, instrucciones online, preguntas, frecuentes, una comunidad virtual, una plataforma de recetas, un canal en youtube, incluso clases de cocina, aunque personalmente, creo que cocinar no es el verbo apropiado.

El microondas, es el otro artefacto que nos permite cocinar sin fuego y dado que no funciona si no se pone en marcha el temporizador, disminuye la posibilidad de olvidos peligrosos. Lo cierto es que el microondas exige una cierta técnica para utilizarlos más allá de sólo calentar sobras o platos precocinados. Con recipientes específicos  el nivel de destreza exigible disminuye.

La marca londinense de utensilios de cocina Joseph Joseph ha desarrollado una colección de contenedores para cocción por microondas que se pueden utilizar para preparar comidas completas. La colección M-Cuisine se hace enteramente a partir de polipropilenos aptos para hornos microondas. La utilización de los tiempos y potencia exactas junto a estos recipientes permiten, según indica la empresa la obtención de excelentes resultados en muy cortos periodos de tiempo.

La gama incluye una olla para cocer arroz, un recipiente para cocer pasta y otro para escalfar huevos. Alimentos todos ellos muy difíciles de cocinar, al menos hasta ahora, en un microondas y que, al parecer, con estos recipientes ya es posible. Además han diseñado otra serie de recipientes que solucionan otros problemas que plantea la cocción en microondas como el conjunto de cuatro piezas que permite mediante apilamiento, cocinar varios platos a la vez, o el plato y el bol de toque frío que, con un ingenioso diseño, evita las quemaduras, al sacarlos del horno.

La colección aún no está a la venta, pero la web especializada en diseño dezeen, ha publicado recientemente un amplio artículo que analiza estos productos y que podéis ver en el enlace.

Lo cierto es que obtener resultados satisfactorios a la hora de comer, incluso conseguir elaboraciones complejas influyen en el estado de ánimo y en elevar la autoestima. Cualquier elemento que facilite esta actividad, reduciendo además las dificultades y peligros, debería ser tenido en cuenta, nos pueden hacer la vida mucho más fácil.

22artefactos

 

Anuncios

tu comentario/ your comment/ votre commentaire

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s